top of page

DISEÑANDO PRODUCTOS QUE GENERAN VALOR: EL CASO DE FUNDACIÓN IDEAS PARA LA PAZ

Updated: Sep 12

Acompañamos a la FIP en el diseño de una herramienta digital para Líderes, Lideresas y Gobiernos locales que quieren impulsar procesos participativos con buenas prácticas y conectar organizaciones que comparten las mismas necesidades


CONTEXTO:


La Fundación Ideas para la Paz (FIP) es un centro de pensamiento y acción independiente creado en 1999 por empresarios colombianos. Genera conocimiento y desarrolla iniciativas innovadoras que buscan aportar al debate y las políticas públicas, así como fortalecer capacidades institucionales y ciudadanas. También acompaña al sector público, al empresarial, a la sociedad civil y a la comunidad internacional a que contribuyan activamente a la paz, la seguridad y el desarrollo sostenible, como agendas interconectadas.


En el marco de la alianza entre el Fondo Cívico desarrollado por Civic House y Luminate, Kubadili acompañó a FIP en un proceso de Product Discovery (o descubrimiento de producto) , ideando de forma conjunta con el equipo de la organización una herramienta digital que conecte a líderes, lideresas y gobiernos con necesidades, impulsando procesos participativos a través de estos nuevos vínculos.


El equipo de la FIP y Hernan Dos Santos, facilitador de Kubadili, en plena sesión de trabajo. Foto: Hernán Dos Santos/Kubadili


ESCUCHA DEL DESAFÍO:


La FIP llegó a nosotros con un desafío: deseaban crear un “Waze de la Participación”, un aplicación digital que impulsara procesos participativos orientados a la construcción de paz. Aunque tenían una idea general del producto y su propósito, necesitaban de una metodología que les permitiera aterrizar la idea, identificar las necesidades a las cuales respondería y construir una hoja de ruta para desarrollarla.


DISEÑO METODOLÓGICO:


Una vez detectado el desafío, los equipos de la FIP y Kubadili -liderado en esta ocasión por Hernan Dos Santos- comenzaron a trabajar en el desarrollo de esta idea a través del concepto de Product Discovery: una metodología que tiene como objetivo acercarse a los usuarios o destinatarios con el fin de identificar riesgos y oportunidades durante el desarrollo de un producto o servicio. Es un método ideal para generar ideas innovadoras, ya sea para la creación de un producto o servicio como para la resolución o mejoras de problemas o desafíos existentes, y lo que lo diferencia de otras metodologías similares es que se centra en las necesidades reales de los usuarios y se los involucra en la búsqueda de la innovación.


Te invitamos a conocer más sobre nuestro trabajo con ONGs aquí



PROCESO DE TRABAJO:


La primer etapa en el proceso de Product Discovery que ambos equipos atravesaron fue la etapa de descubrimiento: como el equipo de la FIP tenía una idea clara respecto al producto que querían generar, comenzaron por definir el alcance del producto o servicio, relevando las hipótesis del problema identificado y consensuando las características/funcionalidades principales del MVP (del inglés Minimum Viable Product, que significa Producto Mínimo Viable) con los actores claves involucrados.


Durante esta etapa, además, los equipos usaron dinámicas como las lluvias de ideas o la metodología NFB (Necesidad, Funcionalidad y Beneficio) para identificar los diferentes problemas que podrían surgir en el proceso de desarrollo del producto, priorizarlos de acuerdo a su impacto y gravedad y encontrar soluciones para contrarrestarlos. Esto les permitió, finalmente, formular la primera hipótesis de producto.


“[...] Diría que la metodología y el modo de trabajo de Kubadili [...]ha sido muy ameno y dinámico; siempre escuchando y proponiéndonos ejercicios útiles y pertinentes. Ha sido muy agradable, y fue un ejercicio de relacionamiento muy fraterno, y eso también me pareció muy importante en este momento inicial en el que se está buscando darle forma a una idea, y entender el lugar de la solución tecnológica dentro de esa idea” Paulo Tovar, Director de Fundación Ideas para la Paz (FIP)

La segunda etapa consistió en definir quiénes serían los posibles usuarios y cuál sería su relación con el producto o servicio que se busca desarrollar. Los equipos trabajaron en el Diseño de Persona (modelaron a un usuario hipotético teniendo en cuenta diferentes parámetros, hábitos y costumbres) y en el mapa del camino del usuario, realizando una presentación gráfica de las etapas de relación del usuario con la aplicación.


RESULTADOS:


Al completar las etapas de descubrimiento y desarrollo, ambos equipos se sumergieron en el desarrollo y validación del Producto Mínimo Viable (MVP), es decir aquel producto que se pueda desarrollar con el menor esfuerzo posible y que contenga alguna funcionalidad para el usuario final. Para ello, convocaron a un grupo de voluntarios cuyo perfil encajaba con el Diseño de Persona realizado previamente para que testearan el MVP y dieran sus opiniones al respecto. Esto le permitió a los equipos poner a prueba su idea con un bajo riesgo, y verificar si podría ser de interés para el grupo de usuarios al que está dirigido.


El feedback fue alentador: aunque había algunos aspectos técnicos que podrían ser mejorados, la gran mayoría de los usuarios que formaron parte de está prueba piloto quedaron satisfechos con el producto, y destacaron lo innovadora y poderosa que podría llegar a ser para impulsar procesos participativos por la paz y agrupar conocimientos, experiencias y prácticas de estos procesos para enriquecer los enfoques para abordar los procesos y conectar a líderes, lideresas y gobiernos locales que desean impulsarlos.


RESULTADOS EN LA VOZ DE LAS PERSONAS PROTAGONISTAS:

“El apoyo de Kubadili ha sido muy importante para nosotros porque si bien teníamos una idea general de lo que queríamos hacer en base a la experiencia que teníamos, necesitábamos una metodología específica para aterrizar esa idea, para identificar de manera concreta la propuesta que queríamos. promover, así como las necesidades a las que respondió y cómo podríamos construir una hoja de ruta para desarrollar esa solución.
Nos ha ayudado a consolidar varias cuestiones sobre nuestra idea que no se refieren a la idea en sí sino a la forma en que le damos una cara visible, la convertimos en un prototipo que podemos discutir con los usuarios potenciales, lo que nos ayuda a preguntarnos cómo Hasta dónde queremos llegar, cuáles pueden ser las etapas de implementación y los diferentes módulos o temas que pueden ir adquiriendo esta idea. Entonces creo que en ese sentido ha ayudado mucho a convertir la idea en un proyecto más concreto”, Paulo Tovar, Director de Fundación Ideas para la Paz (FIP)

RESULTADOS EN NÚMEROS:

  • El acompañamiento duró 21 horas, 6 de ellas dedicadas a diseño y 15 a desarrollo del producto

  • Participaron 12 miembros del equipo de la FIP

  • Participó 1 especialista de Kubadili.

  • Se logró delinear 1 MVP.

¿Quieres diseñar productos que generen valor para las comunidades que apoyas? Desde Kubadili podemos acompañarte para potenciar el impacto de tu organización de forma duradera



0 views0 comments
bottom of page